La Peor Madre del Mundo

Tengo que entonar el mea culpa porque es cierto, soy la peor madre del mundo. Me ha pasado algo que me ha hecho hundirme en la miseria más absoluta, algo que esperaba que nunca me pasase, pero me ha pasado. ¿Que qué he hecho que puede ser tan malo? Pues no es que sea tan malo, no, es peor. Me he olvidado de mi hijo. Si, lo sé, soy lo peor, soy un desastre completo. ¿Cómo se me pudo olvidar mi propio hijo? pues porque soy la peor madre del mundo y se me olvidó.

Durante la semana pasada aquí en Galicia estuvimos encadenando un temporal detrás de otro: lluvia y viento todo el que quisimos y más. El caso es que yo salí de trabajar a la hora de siempre y tenía que ir al súper a hacer la compra de necesidad porque mi nevera ya parecía la nevera de Carpanta. Imposible posponerlo más. Total, que como llovía tantísimo y hacía tanto viento decidí ir al super antes de ir a recoger a TRex a la guardería para no tener que andarlo metiendo y sacando del coche tantas veces, con la ducha de agua fría que eso conllevaba. Hice la compra lo más rápido que pude, esperé la tremenda cola que se forma siempre en hora punta para pagar, que más que una cola del super parece un atasco en la autopista, es algo tremendo y que me cabrea muchísimo. Yo voy corriendo por los pasillos para acabar lo antes posible y luego tengo que esperar 10 ó 15 minutos en la cola de la caja para que me cobren. Y encima me encuentro con la típica señora que te va dando empujoncitos y poniendo su compra encima de la tuya… le debe parecer que si me da los empujoncitos a mi automáticamente la cajera va a ir más rápida. En fin, que me desvío. El caso es que salí cabreada del súper, metí la compra en el maletero como pude, porque recuerdo que estábamos de temporal. Acabé con el plumas pesando diez kilos del agua que chupó, pelos de loca por el viento y el agua congelada entrandome por el cuello del plumas, porque claro, no hay capucha que resista puesta en su sitio con semejante viento. De paraguas ya  ni hablamos. Como comprenderéis el cabreo fue a más.

Me metí en el coche y arranqué, jurando en arameo. Y automáticamente pongo dirección a casa. Ya estaba a medio camino de casa cuando me vino un flash a la mente y me acordé de TRex. Pegué un frenazo en la carretera que menos mal que no llevaba a nadie detás porque me hubiese papado con patatas. Di media vuelta y fui todo el camino de regreso hacia la guardería autoflagelándome y viendo en mi mente a mi bebé indefenso abandonado por su horrible madre en la guardería. Tengo que decir que ya eran más de las 8 de la tarde, y la guarde cierra a las 8 y media, así que yo me lo imaginaba allí solito, esperando, siendo el último, el único que tiene una madre tan mala que se olvida de él.

Cuando llegué el niño estaba tan tranquilo jugando en la cocinita con otros niños y cuando me vió me sonrió, pero tampoco cogió demasiada prisa en venir conmigo. Él no se enteró de nada, menos mal, pobriño mío. Cuando por fin llegamos a casa ya eran más de las 8 y media.

Y ya está, esta es mi confesión. Que tuve un día de mierda y una tarde de mierda… y que me olvidé a mi hijo en la guardería. Soy la peor madre del mundo… tengo que conseguir que mis días tengan 48 horas de una vez a ver si así mejoro de lo mío, por que si no mal vamos…

Anuncios

21 comentarios en “La Peor Madre del Mundo

  1. No te preocupes, eres una madre normal, además no te olvidaste de él, sólo te acordaste más tarde, jajaja. Yo el año pasado sí que me olvidé de verdad un día de recoger del cole a monstruito mayor. Eran los primeros días de cole y todavía lo llevaba y lo recogía, pues se me olvidó por completo, estaba yo limpiando tan ricamente cuando lo veo aparecer 😣. Lo camuflé diciéndole que no había ido a recogerlo porque confiaba en él y sabía que podía volver sólo. Él estaba orgullosísimo pero yo me sentía fatal! Eso sí, desde ese día va y viene sólo, jajaja.

    • Ains, él no se dio cuenta pero yo me sentí fatal…
      Me dais una envidia tremenda, lo de vivir en un pais donde un niño pequeño puede ir andando al cole el solo y sin peligro es todo un privilegio

  2. aixxx, pero mujer, esto le puede pasar a cualquiera!!!! Además no te olvidaste de él. Peor hubiera sido que te llamaran de la guardería y tu estuvieras en casa pensando… creo que se me olvida algo?? no crees??

    Somos personas, no Dioses, y parece que las madres tenemos que acordarnos de todo.

    Saludos

  3. yo a mi madre siempre la critique por llegar tarde a recogerme… siempre siempre… esta en mi top 10 de criticas a mi madre. Pues este año la llame a mi madre para pedirle perdon… llegue 15 minutos tarde a recoger al niño…

  4. Mi madre se olvido de mi. Y cuando llegaron mis hermanos de la calle, pregunto, y la pequeña? Y ellos, no se, con nosotros no ha estado. Y panico! Y llamo a mi tia, que vivia al lado de mi abuela, y yo estaba alli. Y mi tia: ya me parecio raro tenerte alli,pero te di de cenar, a lo mejor me lo habia dicho tu madre que te quedabas ahi un poco y no me entere…mi madre 3 crios y mi tia 4…Yo ni me acuerdo! Haces tanto que eres una mama genial ! Ni lo dudes!

    • Bueno, pero estabas con tu tia, estabas bien. Bueno, mi niño tambien estaba bien, pero yo que se, la culpa es muy puñetera!
      Gracias guapa! Intento llegar a todo y de vez en cuando tengo un despiste. Intentaré que la próxima vez se me olvide comprar fruta y no el niño en la guarde 😅😅

  5. jajaja! No te preocupes mujer, que tienes 2 😉

    Es broma, pero no me extraña que se te olvide. A nosotros nos pasa que como cada día tenemos un horario diferente, o más bien papá pato tiene el horario diferente, hay días que no sabemos quien tiene que ir a por la patita, y muchas veces nos toca correr! jeje!

  6. ¿te cuento algo? A mi me pasó igual con mi hija mayor. Ella habia estado enferma con rotavirus, por lo que yo volvia a casa a comer en vez de ir a buscarla a la guarde. llevaba poco más de un mes en la guarde. El primer dia que volvio a la guarde la llevó su padre y yo tenía que ir por ella a buscarla. Pero me fui a casa a la hora de comer, tan pancha. Entré y mi madre me dice “y la niña” “qué niña?” le contesto yo tan tranquila (sí, esto tiene agravante…) y ahi cai que me la habia dejado…asi que media vuelta y a la guarde. De castigo, me quede sin tiempo para comer…

  7. Cuando he leído que se te ha olvidado el hijo pensé que en una gasolinera o algo así… ¡Hombre ya! Tenías la tranquilidad de que quien estaba con él le conocía. Buah, mala madre para nada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s