Cambios de rutina

Redondo empezó a ir a la guardería en el mes de noviembre. Al principio iba media hora al día, luego una hora y ahora al final hora y media. Entre un catarro algo fuerte, una gastroenteritis y el período de convalecencia después de su episodio suicida esta última fase del período de adaptación se nos ha alargado bastante. El caso es que ayer empezó en el que será su horario definitivo, de 3 a 7:30 de la tarde (mi horario de trabajo por la tarde). 

La verdad es que él llevó bastante bien el nuevo horario, pero la llegada le costó un poco. El pobre estaba acostumbrado a ir a las 6 de la tarde y de repente lo llevamos justo después de comer y debió de notar el cambio porque lloriqueó un poquito cuando llegó. De todas formas, la que peor lo llevé fui yo porque me dio mucha penita dejarlo allí toda la tarde; y teniendo en cuenta mi reciente vena sensiblera… 

Lo que me llamó la atención son los horarios tan raros que tienen en la guardería. Resulta que por la mañana les dan de comer a las 12, luego les dan la merienda a las 4 ó 4:30 y después la siesta. Redondo tenia una rutina a la estaba acostumbrado: comer a la 1:45 o a las 2 (a la misma hora que nosotros), luego siesta y luego merienda a las 5:30. 

Por comer a las 2 y merendar a las 4 no vamos a tener ningún problema porque el niño es un saco sin fondo, yo creo que si le das come todo el día como si fuera un continuo, enlazando una comida con la siguiente. Nunca he probado, pero os digo yo que sí, que este es capaz. Lo que me preocupaba era lo de la siesta. A Redondo le gusta mucho su siesta y no estaba yo muy segura de cómo le sentaría eso de retrasarla casi dos horas. Pero para sorpresa mía, parece ser que todo bien, que lo llevó de maravilla, se durmió de maravilla y se despertó de maravilla. 

Eso si, en cuanto llegamos a casa tenía bastante hambre y nos fuimos directamente a comer. En cuanto me levanté la camiseta para darle de mamar lo hice el niño más feliz del mundo, se le instaló una sonrisita en la cara que inmediatamente hizo que apareciera otra en la mía. 

Según parece, el primer día en horario completo lo hemos llevado bastante bien, espero que siga así 🙂

Anuncios

2 comentarios en “Cambios de rutina

  1. En el cole de Peque aún les daban de comer más temprano, a las 11.30! (al año siguiente cambió por temas de recortes y falta de personal…). Y sí, en general se adaptan muy bien a cambios que nos parecen enormes…Las que no lo llevamos tan bien somo nosotras…aiiix!
    Un beso!

  2. A las 11.30!! Me dejas patidifusa, eso ya es pasarse de pronto. Y si, tienes razón que se adaptan de maravilla. Hoy cuando lo dejamos ya ni siquiera protestó, entró todo contento con su profe… y yo también lo llevé mejor jejeje
    Besos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s